I-Limb vs Bebionic

Hoy os ayudaremos en la elección de vuestra nueva mano biónica comparando dos modelos de vanguardia como son la mano Bebionic (OttoBock) y la I-Limb (Ossür).

Hemos de reconocer que ambas manos son muy similares en cuanto a características, pero vamos a destacar las principales diferencias entre si.

Para empezar, la mano I-Limb presenta 24 opciones de agarre diferentes frente a las 14 que nos permite Bebionic; En cuanto a la velocidad de reacción de apertura o cierre de los dedos es sensiblemente más veloz Bebionic (0,5s) frente a I-Limb (0,8s). Por otra parte I-Limb permite una mayor carga sobre sus dedos (32kgs frente a los 25kgs de bebionic) y ostensiblemente mayor en la carga completa de la mano, doblando de 45kgs que soporta la mano de Ottobock a los 90kgs que soporta la de Ossür.

Por otra parte I-Limb nos permite elegir entre 4 tamaños de mano (extra-small, small, médium and large) por los 3 tamaños que ofrece Bebionic (small, médium and large).

Ambos modelos contienen un software para controlar la mano mediante una aplicación; no obstante una de las principales diferencias es que la I-Limb contiene unos chips de proximidad externos que se pueden configurar para que la mano se coloque en la posición que hayamos elegido mediante bluetooth con solo acercarla, como por ejemplo la posición de agarrar el volante para conducir si colocamos el chip en el coche en torno al volante; al montarnos en el coche se colocaría la mano en la posición adecuada.

En mi opinión I-Limb se encuentra ligeramente por delante en cuanto a prestaciones frente a Bebionic, aunque las diferencias entre sí son mínimas, en relación con la diferencia que puede haber entre ambas manos y la madre de todas las manos, la Michelangelo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *